AMAMANTAR Y TRABAJAR

Como continuar con la lactancia materna mientras trabaja la madre

La lactancia materna se puede combinar con el trabajo

Puedes continuar con la lactancia materna mientras trabajas y de esa manera seguir protegiendo a tu bebé con tu leche

¿Cuál es la técnica correcta para extraer la leche materna?

Extraer tu leche para mantener tu producción

Para quien amamanta, saber la técnica del ordeño puede ser muy útil para lidiar con situaciones diversas, como por ejemplo: aliviar el ingurgitación, liberar un conducto bloqueado o aliviar la éxtasis de leche, alimentar un bebé cuando este aprende a chupar de un pezón invertido, alimentar un bebé que presenta succión no coordinada, alimentar un bebé que “rechaza” el pecho hasta que él aprenda a mamar, alimentar un bebé de bajo peso que no puede mamar, alimentar un bebé enfermo que no pode succionar suficiente, dejar leche materna para el bebé cuando la madre trabaja fuera, prevenir que la leche se pierda cuando la madre está lejos del bebé, ayudar al bebé a lactar de una madre con congestión y prevenir que la areola o el pezón se resequen o duelan. Lo ideal es que el ordeño de la leche se haga manualmente porque es más higiénico, seguro y económico. Sin embargo, algunas mujeres pueden preferir usar las bombas extractora manual o eléctrica. Cada mujer debe ordeñar su propia mama. Las mamas se tornan sensibles y pueden ser lesionadas si son manipuladas de forma incorrecta.
Como proceder:
Lávese las manos.

Póngase cómoda.
Agarre su mama con la mano y coloque un recipiente cerca de ella.
Coloque el dedo pulgar arriba del pezón y el índice por debajo justo donde la piel cambia de color.
Presione los senos lactíferos (que están por debajo de la areola, entre el índice y el pulgar)
Presione y afloje.
Inicialmente puede ocurrir que no salga la leche, pero con repetidas presiones ella comienza a gotear y brota con la activación del reflejo de oxitocina.
Presione y afloje: no debe doler. Si duele es por una técnica incorrecta.
Ordeñe una mama al menos por 3-5 minutos hasta que la leche fluya lentamente. Ordeñe el otro lado y repita el proceso en ambos lados.

Extracción manual de la leche materna

Técnica de Marmet

Es conveniente que la madre que amamanta éste familiarizada con la técnica de extracción de leche. Hay diversas circunstancias en las que puede necesitar sacarse leche, entre ellas:

  • Si el bebé ha de estar separado de su madre por ser prematuro o estar enfermo

  • Para aliviar la ingurgitación mamaria.

  • Para mantener la secreción de leche, cuando en una toma determinada, o temporalmente no es posible dar el pecho, (por ejemplo cuando la madre se incorpore al trabajo).

La extracción de leche puede hacerse de forma manual o mecánicamente con una bomba extractora En cualquier caso es importante conocer la técnica para conseguir una cantidad adecuada de leche así como para evitar dañar el pecho.
Lávese siempre las manos antes de manipular el pecho. No es necesario lavar el pecho antes de la extracción. Es suficiente con su ducha habitual.

Cómo vaciar los conductos mamarios

Estimular la bajada de leche

Tanto si se va a extraer la leche de forma manual como con bomba debe primero preparar el pecho para facilitar la extracción, provocando el reflejo de bajada o de eyección láctea. Para ello debe seguir tres paso (masaje, frote y sacuda).

Tras descubrirse el pecho:
 

MASAJE, oprimiendo firmemente el pecho hacia la caja torácica (costillas), usando un movimiento circular con los dedos en un mismo punto, sin deslizar los dedos sobre la piel. Después de unos segundos vaya cambiando hacia otra zona de] seno.

FROTE el pecho cuidadosamente desde la parte superior hacia el pezón, de modo que produzca un cosquilleo. Continúe este movimiento desde la periferia del pecho hacia el pezón, por todo alrededor.

SACUDA arribos pechos suavemente inclinándose hacia delante.

Extracción Manual

Posición correcta posición incorrecta

  • Coloque el pulgar y los dedos índice y medio formando un letra "C" a unos 3 ó 4 cm. por detrás del pezón (no tiene que coincidir forzosamente con el final de la aureola). Evite que el pecho descanse sobre la Mano.

  • Empuje los dedos hacia atrás (hacia las costillas), sin separarlos. Para pechos grandes o caídos, primero levántelos y después empuje los dedos hacia atrás.

  • Ruede los dedos y el pulgar hacia el pezón, del modo en que se imprimen en un papel las huellas digitales (ruede pero no deslice). Observe en el dibujo la posición de las uñas.

Empujar hacia la cavidad del tórax - girar los dedos - terminar de girar

  • Repita rítmicamente para vaciar los depósitos (coloque los dedos, empújelos hacia adentro, ruédelos).

  • Vaya rotando la posición de los dedos para vaciar otras partes del pecho. Utilice ambas manos en cada pecho.

EVITE estos movimientos:

Procedimiento

Este procedimiento deberán usarlo las madres que están extrayendo su leche en lugar de amamantar al bebé, y por aquellas otras que desean establecer, aumentar o mantener la producción cuando el bebé no puede mamar.

  • Extraiga la leche de cada pecho hasta que el flujo de leche se haga más lento.

  • Provoque el reflejo de bajada en arribos pecho (masaje, frote, sacuda). Puede hacerse, simultáneamente.

  • Repita todo el proceso de exprimir y provocar el reflejo de bajada una o dos veces más. El flujo de leche generalmente se enlentece más pronto la segunda y tercera vez, a medida que los reservorios se van vaciando.

Tiempo

El procedimiento completo debe durar entre 20 y 30 minutos.

  • Extraiga la leche de cada pecho de 5 a 7 minutos.

  • Masaje, frote y sacuda.

  • Extraiga nuevamente de cada pecho de 3 a 5 minutos. Masaje, frote y sacuda.

  • Extraiga una vez más de 2 a 3 minutos.

Si su producción de leche ya está establecida, utilice los tiempos anteriores solo como una guía. Si aún no hay leche o hay poca, siga los tiempos anteriores cuidadosamente.

Extracción con bomba

El procedimiento que debe seguir es el mismo que para la extracción manual, salvo que la leche la extraer con una bomba; es decir, comience con el lavado de manos, estimule la bajada de la leche como se ha explicado anteriormente, y aplique la bomba al pecho siguiendo las instrucciones del apartado "Procedimiento". Los tiempos de extracción de cada pecho son los mismos que se explican en el apartado "Tiempo", provocando el reflejo de bajada (masaje, frote y sacuda) intercalado con la extracción.
En cuanto a los tipos de bombas, existen varios modelos. Como norma general una bomba debe realizar la succión de modo intermitente, y la fuerza de succión debe ser regulable. Las hay manuales de pilas y con conexión a la red eléctrica. Si va a tener que extraerse leche de forma habitual durante un tiempo, le resultarán más cómodas estas últimas. Siga las instrucciones del fabricante. En la mayoría de las bombas, hay que situar el pecho en el centro de la copa de modo que no toque las paredes. No debe hacerse daño, empiece con potencias de succión baja. Si al principio no sale leche, vuelva a provocarse el reflejo de eyección.
Evite los sacaleches manuales, que consisten en una perilla de goma unida a un embudo de plástico que se adapta al pecho. Son poco eficaces, la recogida de leche que permiten es difícil, así como su esterilización, que no se puede asegurar.

© 1978 revisado en 1979 y 1981 por Chele Marmet. Lactation Instituto and Breastfeeding Clínico of West Los Ángeles.

Contenido: Herminia Romero Ramos y Julia Lobo Rodríguez

¿Cuáles son los consejos que deben darse a las nodrizas que deben retornar al trabajo para que puedan mantener la lactancia?
Toda mujer tiene derecho a trabajar, estudiar, pasear y continuar amamantando. La situación específica de regresar al trabajo le plantea a la mujer cuales son sus posibilidades de permanecer lo mas cercana posible a su bebé para poder amamantarle. Una madre podría dirigirse al local donde está su bebé para amamantarlo, alguien podría llevárselo al trabajo y en algunas situaciones es posible que el bebé vaya con su madre a su trabajo. Una mujer, por ley tiene derecho a 30 minutos de de pausa para amamantar por cada 4 horas laborales. Si nada de lo antedicho es posible y la distancia es muy larga, es bueno sugerir que 15 días antes de comenzar a trabajar inicie el ordeño de su leche. Es preferible el ordeño manual y el almacenamiento en frascos de vidrio La leche almacenada puede administrársele al bebé durante los períodos de ausencia de la madre.

VUELTA AL TRABAJO.....¿Y AHORA QUÉ?

Combinando trabajo y lactancia

Las mamás pueden amamantar y trabajar

Antes de regresar al trabajo, trata de extraer tu leche media hora o una hora después de una toma de la mañana. Muchas mujeres obtienen mas leche durante la mañana que durante la tarde.

Son tiempos difíciles, y muchas veces no nos queda otra alternativa, aún así, siempre podemos intentar algunas estrategias para seguir cerca de él, EL BEBÉ NOS NECESITA A SU LADO, NO SOLO NECESITA NUESTRA LECHE, SINO NUESTRA PRESENCIA, busquemos pues la forma de quedarnos con ellos el mayor tiempo posible:

Comienza a extraer y a almacenar tu leche alrededor de 3 semanas antes de irte a trabajar. Trata de almacenar 6 onzas de leche diariamente para ir acumulando tu banco de leche ... en 10 días ¡tendrás 60 onzas!

Habla de antemano con tu patrono sobre tus intenciones de continuar amamantando una vez regreses al trabajo.

Planifica en qué lugar dentro de tu trabajo podrás extraerte la leche. Este debe ser un lugar limpio y privado, que tenga una silla cómoda. Si planeas utilizar una bomba de extracción eléctrica, busca un lugar con acceso a electricidad. De no haber nevera en tu lugar de trabajo, puedes utilizar una nevera portátil de hielo.

* Hora de lactancia.

* Reducción de jornada por maternidad.

* Excedencia por maternidad.

* Pedir algún mes más sin empleo y sueldo.

* Posibilidad de trabajar en casa.

* Llevarse el bebé al trabajo.

* Que alguien te lleve el bebé para amamantarlo.

* Llevar parte del trabajo a casa y terminarlo allí, etc.

Vigilando para que el ejercicio de estos derechos no repercuta negativamente en la promoción profesional de la mujer.

Comprendo que algunas de estas opciones suponen un esfuerzo económico bastante importante, pero hemos de tener en cuenta que a pesar de las pérdidas económicas de esos pocos meses, estamos invirtiendo EN SALUD para nuestros hijos, SALUD FÍSICA Y MENTAL, y además lo que nos hemos ahorrado y nos ahorraremos en "leches maternizadas" y en médicos, lo podemos ahora invertir en quedarnos a su lado unos cuantos meses más.

Revisemos nuestro "modus vivendi", y pensemos cómo podemos reducir gastos, para afrontar estos pocos meses (que marcarán la diferencia), realmente se necesita poco dinero para alimentarse bien, más dinero gastamos a veces en revistas, tabaco, viajes, "caprichitos".... y ahora toma prioridad absoluta nuestro bebé.

NUESTRO BEBÉ DEJARÁ DE SERLO MUY PRONTO.....y tenemos que aprovechar esta etapa IRREPETIBLE de su vida.

SI nuestros bebés, pudieran expresar con palabras lo mucho que nos necesitan.......apuesto a que muchos nos dirían: mamá no quiero ningún juguete nuevo, ni siquiera necesito ropa siempre nueva..., los pañales pueden hacer su función igual aunque sean los más baratos......no quiero dos "mamás", no quiero que vengas tan cansada que no tengas fuerzas ni para jugar conmigo, a veces ni te veo, cuando llegas estoy dormido, mamá, realmente NO QUIERO COMODIDADES, SOLO TE QUIERO A TI, QUÉDATE A MI LADO.

INTENTEMOS QUEDARNOS CON ELLOS AL MENOS SU PRIMER AÑO (que es el más importante), y sino, al menos 6 MESES, hasta que empiece con la introducción de sólidos.

En fin......piénsatelo muy detenidamente antes de tomar una decisión, y que ésta sea siempre favorable al bebé.

Has decidido que vuelves al trabajo?, no te preocupes, PUEDES SEGUIR AMAMANTANDO .

Eso sí, un tiempo antes, vete ensayando a sacarte la leche (aconsejamos hacerlo manualmente, es más agradable y barato), quizás al principio no salga más de un par de cucharadas, pero con el tiempo verás .......

SI TU BEBÉ ES PEQUEÑO Y TIENE UN RITMO DE APROX. CADA 2 Ó 3 HORAS, CUANDO VAYAS AL TRABAJO ¡QUE NO SE TE OLVIDE SACARTE ALLÍ ALGO DE LECHE! CADA 3 HORAS + Ó - PARA MANTENER LA PRODUCCIÓN, Y TAMBIÉN PARA EVITAR TENERLOS DEMASIADO LLENOS CUANDO VUELVAS, SINO, A TU BEBÉ LE RESULTARÁ MÁS DIFÍCIL MAMAR.

¿Como conservar la leche ordeñada?
Utilice frascos de vidrio de boca larga, limpios e con tapa plástica. Retire el cartón de la parte interna de la tapa y hierva por 15 minutos, e frasco y la tapa. Luego, permita que se sequen con la tapa hacia abajo sobre un paño limpio y planchado. Congele la leche obtenida inmediatamente.
Los pasos para el almacenamiento son los siguientes:
Temperatura ambiente: 8 horas
Refrigerador - nevera (2º a 8º C): 24 horas al fondo de la primera repisa o estante
Congelador-Freezer (-15 a -18º C): 1 mes

CONSERVACIÓN Y CONGELACIÓN DE LA LECHE:

  • OJO!!!!!-HACERLO SÓLO BAJO LAS SIGUIENTES CONDICIONES
  • NIÑO SANO Y NO PREMATURO.
  • USO DOMÉSTICO (NO HOSPITALARIO).
  • Debes comenzar lavándote las manos antes de extraerte la leche.
  • RECIPIENTES LAVADOS CON AGUA Y JABÓN, Y BIEN ACLARADOS.
  • Toda leche debe ser fechada antes de almacenarla.
  • Muchas madres encuentran que es más fácil extraerse de un pecho mientras amamantan del otro.
  • No te frustres si al principio no te extraes mucha leche...esto es normal. Con el tiempo y la práctica lograrás extraerte mucho más.
  • Algunas madres se extraen igual o mayor cantidad de leche al usar sus manos que al usar una bomba extractora de leche. La extracción manual es totalmente gratis ya que no necesita de ningún equipo especial.
  • Puedes comprar o alquilar una bomba de extracción doble, de alta calidad. Las bombas extractoras más pequeñas por lo general  no tienen la capacidad de sostener a largo plazo el volumen de leche necesario.
  • Al usar la extracción doble, se vacían ambos senos a la vez y una sesión de extracción tarda sólo 20 minutos. La extracción doble también aumenta los niveles de prolactina, lo cual ayuda a mantener tu producción de leche.
  • Comienza a dejar a tu bebé con la persona que lo va a cuidar mientras estés en el trabajo. Empieza con cortos períodos de tiempo. Esto ayuda a que tu bebé y la persona que lo cuidará se acostumbren uno al otro.
  • Considera regresar al trabajo a  mitad de semana y no al principio, es decir, un miércoles en lugar de un lunes, por ejemplo. Esto te ayudará a sentirte menos cansada y, por tanto, a preocuparte menos por encontrarte lejos de tu bebé.
  • Amamanta a tu bebé por lo menos una vez antes de salir para el trabajo. Si te es posible amamantar a tu bebé durante la hora de almuerzo, hazlo. Si no es posible, trata de extraerte la leche al menos 3 veces durante tu horario de trabajo.

Pautas para Almacenamiento:

ENVASE: PLÁSTICO Ó CRISTAL Utiliza envases limpios para almacenar la leche. Puedes usar botellas plásticas, de cristal o las bolsas plásticas hechas especialmente para almacenar la leche. No se recomiendan las bolsas desechables económicas, ya que estas se rompen fácilmente.

Calostro

A TEMPERATURA AMBIENTE: 27 - 32 grados C - de 12 a 24 horas

Leche madura

a 15 grados C - 24 horas

a 19 - 22 grados C - 10 horas

a 25 grados C - 4 a 8 horas

SIEMPRE HEMOS DE SACAR CANTIDADES PEQUEÑAS ( 60CC) Y CONGELARLAS Ó REFRIGERARLAS INDIVIDUALMENTE, DE MODO QUE SI EL BEBÉ NO QUIERE , NO TENGAMOS QUE DESPERDICIAR LO QUE ¡TANTO TRABAJO NOS COSTO SACAR!.

Congela la leche materna en porciones de 4 ó 5 onzas; así se te descongelará más rápidamente y no desperdiciarás tanta leche si tu bebé no termina la botella.

EN FRIGORÍFICO: refrigerada entre 0 y 4 grados C - de 5 a 8 días (siempre es aconsejable probarla por si acaso )

OJO, SI VAS A MEZCLAR DOS CANTIDADES, AMBAS DEBEN ESTÁN FRÍAS. Puedes unir leches que hayan sido extraídas en diferentes ocasiones siempre y cuando se encuentren a la misma temperatura (ambas frías de nevera o a temperatura ambiente). También puedes añadirle leche a envases que ya contienen leche congelada, siempre y cuando la leche que estés añadiendo esté fría de nevera y la cantidad que le vas a añadir sea menor que la cantidad congelada.

SIEMPRE ES MEJOR DARLE LA LECHE REFRIGERADA QUE CONGELADA, PUES AL CONGELARSE SE PIERDEN LOS LEUCOCITOS. Trata de utilizar leche materna más fresca posible, ya que ésta satisface mejor las necesidades de tu bebé. Si congelas la leche, trata de usar primero la que lleva más tiempo.

Leche congelada: OJO, PRIMERO METERLA EN EL FRIGORÍFICO, Y UNA VEZ FRÍA AL CONGELADOR

Congela la leche materna en porciones de 4 ó 5 onzas; así se te descongelará más rápidamente y no desperdiciarás tanta leche si tu bebé no termina la botella.

¿Qué tipo de envase se debe usar?

Si se va a congelar la leche:

* envases de plástico duro

* bolsas especialmente diseñadas para el almacenamiento de leche materna

* no se recomiendan las bolsas desechables que se utilizan para algunos biberones

* enfríe la leche en el refrigerador si la va a agregar a un envase que ya tiene leche congelada

CONGELADOR DE 1* Ó 2** (congelador dentro del mismo refrigerador) 2 semanas

CONGELADOR DE 3***: (congelador que es parte del refrigerador pero con puerta separada) 3 - 4 meses. (La temperatura varía según que tan frecuentemente se abra la puerta)

CONGELADOR TIPO "COMBI" -18ºC: 6 MESES Ó MÁS

¿Cómo calentar la leche? ¿CÓMO DESCONGELAMOS? ¿CÓMO SE LA DAMOS AL BEBÉ?

* SE DESCONGELA BAJO EL CHORRO DE AGUA FRÍA, Y POCO A POCO VAMOS CALENTANDO EL CHORRO . NUNCA CALENTAR, NI METER AL MICROONDAS (ÍDEM PARA LA LECHE REFRIGERADA)

* nunca deje que la leche hierva

* agite antes de probar la temperatura

SE LA DAREMOS Ó BIEN EN VASO, Ó CON CUCHARA, Ó CON JERINGUILLA (¡SIN AGUJA! POR SUPUESTO) ASÍ EVITAREMOS LA LLAMADA "CONFUSIÓN DE PEZONES"

Leche que se ha descongelado

Si la leche ha sido congelada y descongelada, se puede refrigerar hasta 24 horas para usarse después. No debe de volverse a congelar. No se sabe si es propio el refrigerar lo que quede de un biberón después de que el niño haya tomado un poco. Estudios recientes muestran que la leche materna retrasa el crecimiento de bacterias así que puede ser seguro el almacenar estos sobrantes para su uso más tarde.

Bibern.gif (6516 bytes)